ozonoterapia

OZONOTERAPIA

Se llama Ozonoterapia al tratamiento médico que aplica una mezcla de oxígeno y ozono al cuerpo humano a través de distintas vías:

  • INSUFLACIÓN RECTAL

Se aplica el ozono por vía rectal a través de una cánula, extremadamente fina, y previamente se efectúa una limpieza de la zona (enema).

Actúa como antiinflamatorio local y desinfectante restaurando el equilibrio microbiano en el intestino,alterado por microorganismos patógenos.

Aunque es de especial indicación en Enfermedad Intestinal y de Conductos Fistulosos, está demostrado que a través de esta técnica se consigue una oxigenación de la sangre de igual manera que utilizando la Autohemoterapia Mayor (solo se precisan más sesiones).

  • INSUFLACIÓN VAGINAL

Dada su acción antiinflamatoria, viricida, bacteriana y fungicida, se utiliza esta aplicación tanto en procesos inflamatorios de órganos pélvicos (inflamación de endometrio, trompas uterinas, ovarios, peritoneo) como en inflamación causada por microorganismos como gonococos, clamidias, estreptococos, micoplasma, bacilos intestinales, enterococus, proteus,etc.

Y nunca olvidemos que esta forma de tratamiento forma parte como un componente más de una terapia antiinflamatoria múltiple, proporcionando ventajas evidentes.

  • AUTOHEMOTERAPIA MAYOR

En un frasco en condiciones adecuadas a tal fin se mezcla la sangre del paciente y el ozono que aporta el sistema. Después dicha mezcla, tras agitar cuidadosamente la sangre se retorna al paciente por vía intravenosa.

Es de especial indicación en enfermedades en las que estamos necesitados de una mejor oxigenación celular, como enfermedad aterosclerótica del sistema cardiovascular, enfermedad isquémica, trastornos metabólicos (diabetes,hiperlipidemias,…), así como procesos inflamatorios crónicos e infecciosos (hepatitis, prostatitis, artritis reumatoide, fibromialgia, etc.)

  • AUTOHEMOTERAPIA MENOR

Tras extracción de sangre de vena mediante jeringuilla, esta se mezcla con el ozono que aporta el sistema y dicha mezcla se introduce vía intramuscular.
Esta forma de aplicación es de especial indicación en enfermedades autoinmunes y alergias.

  • GASIFICACIÓN EN BOLSA DE PLÁSTICO

Se coloca una bolsa de un plástico especial en la superficie a tratar, se cierra herméticamente y se realiza el vacío. Después se aplica el ozono, dejándolo así 20 o 30 minutos tras los cuales se retira primero el gas y después la bolsa.

Se utiliza para el tratamiento de úlceras tróficas, heridas supurantes que cicatrizan con dificultad, escaras, cicatrices dolorosas, alteraciones tróficas tras radioterapia, extirpación de tumores subcutáneos y sobre todo quemaduras.

  • APLICACIÓN EN PUNTOS DE ACUPUNTURA, PUNTOS GATILLOS, ETC.

La aplicación del ozono en puntos de acupuntura, puntos gatillo o articulaciones, se suma habitualmente a cualquiera de los tratamientos previos según la patología del paciente.

El gas utilizado es una mezcla de oxígeno y ozono, obtenido a partir de oxígeno de gran pureza sobre el que se hace pasar una descarga eléctrica, y lo más importante, este gas así obtenido debe ser utilizado al momento de ser generado, no se puede almacenar como tal, por lo que el profesional sanitario debe conocer perfectamente su uso y manejo.

A LA TERAPIA CON OZONO PODEMOS RECONOCERLE UNA SERIE DE ACCIONES:

  1. Acción bactericida, viricida y fungicida
  2. Acción antiinflamatoria y analgésica (también en traumatología)
  3. Efecto inmunomodulador
  4. Efecto metabólico
  5. Actúa sobre sistema circulatorio
  6. Efecto regenerador y revitalizante (Antiaging)
  7. Acción en ONCOLOGÍA.

  1. Acción bactericida, viricida y fungicida

Es capaz de destruir bacterias, virus y hongos ya que estos ante su presencia pierden la capacidad de vivir y/o reproducirse.

  • Bacterias grampositivas y gramnegativas, pseudomonaaeruginosa
  • Virus como los de la heaptitis A,B,C, enterovirus y el virus de la poliomielitis.
  • Los conocidos y temidos E. coli, Enterococcusfaecalis, Mycobacteriumtuberculosum, Staphylococcusaureus son arrasados tras un correcto tratamiento con ozono ya sea por vía sistémica (IV, IM, Subcutáneo) o por vía tópica porque nos encontramos ante heridas infectadas o procesos sépticos locales. Recordemos que, en la terapia con ozono, no existe la posible RESISTENCIA de los microorganismos y además cuando lo asociamos a antibióticos conseguimos un aumento significativo de la eficacia de estos últimos.

Podemos pensar en la ozonoterapia antes patologías como:

– Herpes virus I, II

– Herpes Zoster

– VIH

– Hepatitis de cualquier causa

– Prostatitis

– Infecciones urinarias de repetición

– Infección vaginal (por bacterias, hongos, mixta)

– Herpes genital

  1. Acción antiinflamatoria y analgésica (también en traumatología)

Esta acción se basa en la capacidad del ozono para oxidar compuestos bioquímicos responsables de la génesis y el desarrollo del proceso inflamatorio y alérgico.

  • Disminuye el grado de hipoxia en los tejidos
  • Restablece los procesos metabólicos que dan lugar a la inflamación
  • Corrige el pH y el equilibrio electrolítico

LA TERAPIA CON OZONO ESTÁ INDICA EN:

Reumatología

– Artritis reumatoide

-Poliartritis

– Fibromialgia

– Síndrome de fatiga crónica

Traumatología

– Artrosis

– Tendinitis

– Osteítis

– Osteomalacia

– HERNIA DISCAL

– Síndrome del túnel carpiano

– Lumbalgia

– Ciática

– Fibrosis post quirúrgica

  1. Efecto inmunomodulador

Su acción sobre las células del sistema inmune (Inmunidad celular e Inmunidad humoral), hace que se liberen péptidos biológicamente activos (citocinas) que pueden actuar como inmunoestimuladores o como inmunosupresores siendo así auténticos REGULADORES de la función inmunológica.

Así pensamos en enfermedades con déficit de la respuesta inmunitaria y también a las que corresponden a una respuesta inmunológica exagerada (enfermedad autoinmune)

– Colitis ulcerosa

– Enfermedad de Crohn

– Tiroiditis Autoinmune

– Lupus

  1. Efecto metabólico

Podemos constatar que tras la aplicación de la terapia de ozono, se regulan los indicadores metabólicos como glucosa, urea, creatinina, hematocrito, colesterol, triglicéridos, enzimas hepáticas (GOT, GPT, LDH, FA), ácido úrico, etc.

Es eficaz en patologías como:

– Diabetes (la NEUROANGIOPATÍA DIABÉTICA la mejora de forma ostensible)

– HTA

– Degeneración macular

– Glaucoma

– Retinitis pigmentaria

  1. Sistema circulatorio

La ozonoterapia mejora la entrada de glucosa en los tejidos y aumenta el abastecimiento de oxígeno, eliminando así la hipoxia. Así observamos una pronta mejoría en enfermedades como:

-Microangiopatías

– Neuropatías

-Angiopatías progresivas

En las enfermedades arteriales oclusivas, hay una pérdida del potencial normal de la membrana eritrocitaria, y gracias a la ozonoterapia, la membrana recupera sus condiciones eléctricas normales y con ello la flexibilidad y plasticidad de los eritrocitos, que va a facilitar un mejor transporte de oxígeno.

Durante el tratamiento con ozono también se observa una disminución de la viscosidad de la sangre y un incremento en el flujo sanguíneo cerebral, además de una mayor oxigenación de toda la musculatura.

  1. Efecto regenerador y revitalizante

Por todo lo dicho anteriormente se comprende su efecto regenerador y revitalizante. Siempre debemos de tener en cuenta que el efecto terapéutico del ozono depende de la determinación cuidadosa de la dosis de ozono a administrar: concentración, volumen y cantidad total por sesión.

  1. Acción en ONCOLOGÍA.

La ozonoterapia es un complemento al tratamiento habitual en oncología, cuyo

objetivo es evitar o disminuir los efectos negativos o complicaciones del tratamiento base, por lo que ha de ser tenido en cuenta como parte de un tratamiento múltiple.

En 1966 el Dr. Otto Warburg recibe el premio nobel de medicina tras afirmar que “la falta de oxígeno a nivel celular es una pieza clave para el desarrollo tumoral”
Y otros investigadores afirman que la presencia de oxígeno favorece la muerte de la célula tumoral así como disminuye significativamente el efecto tóxico secundario de la quimioterapia y de la radioterapia.

No tenemos un protocolo estándar para el paciente oncológico, sino que todo va a depender de su situación biológica y capacidad de respuesta además de si el tumor es más o menos invasivo.

Cuando utilizamos la ozonoterapia en pacientes no operables o ya desahuciados para las terapias habituales, nos sorprende una mejoría significativa en su calidad de vida.

Es un tratamiento personalizado

Además de conocer la patología del paciente y las analíticas o pruebas complementarias convenientes precisamos tener un diagnóstico del estrés oxidativo del paciente en este momento para decidir:

– Dosis inicial

– Frecuencia

– Nº de sesiones (aproximadas)

– Valorar la conveniencia de ampliar o suspender el tratamiento

De este modo el protocolo es individualizado ya que la respuesta al mismo también lo es.

HAZ TU BÚSQUEDA Y PULSA ENTER